Iguacel anunció los aumentos de hasta 28% en las tarifas de luz

0
306

El ministro de Energía Javier Iguacel anunció este miércoles, que los aumentos de tarifas de luz que comenzarán a regir desde el 1 de Agosto y se recibirán en el mes de septiembre y de manera plena en octubre.
Finalmente desde el Ministerio de Energía,en conferencia de prensa se confirmó que los aumentos oscilan entre un 20% a 28% como máximo, es decir un 24,4% en promedio para usuarios sin tarifa social del Área Metropolitana (Capital y Gran Buenos Aires).

El funcionario detalló que el 35% de la población pagará $ 233 promedio por mes, aumento incluido; el 37% abonará $ 643 y el 10%, $ 1000. «Quiere decir que casi todo el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) pagará menos de mil pesos por mes», enfatizó.
Cabe destacar que en lo que va de este 2018, la electricidad subió más del 100% en el área metropolitana.

A través del Boletín Oficial, el Gobierno oficializó este miércoles el aumento promedio del 24,4 por ciento en las tarifas de la energía eléctrica del área metropolitana que entra en vigencia desde agosto.

Según lo informado por el Titular de la cartera de Energía, las distribuidoras Edenor y Edesur cobrarán aumentos de entre 20 y 28 por ciento para los consumos registrados a partir de este miércoles, que se notarán en las facturas -bimensuales- que comenzarán a llegar en septiembre.

Cabe resaltar que, el Gobierno nacional dispuso un nuevo precio en el precio de la energía mayorista -regulado a nivel nacional- que se supo impactará directamente en las facturas del interior del país de acuerdo a lo que dispongan los entes reguladores provinciales. La suba informada implicaría un incremento del 19 por ciento para Santa Fe y Córdoba, por caso, sin contar eventuales aumentos en los valores de distribución de esos distritos.

La suba dispuesta en el área metropolitana se suma a las dispuestas en diciembre y febrero. El incremento acumulado para los usuarios de Edenor y Edesur supera el 100 por ciento en el último año.

Los hogares con tarifa social -unos 2 millones de viviendas, sobre un total de 5 millones- tendrán subas de igual calibre, aunque seguirán contando con un subsidio adicional: continuarán recibiendo 150 kwh mensuales gratuitos y abonarán la mitad por los siguientes 150 kwh. Además, unos 200.000 conexiones con tarifa social y consumos elevados tendrán aumentos de hasta 3 por ciento, por entender que se trata de conexiones multifamiliares sin acceso a calefacción a gas.

En tanto, los comercios e industrias pyme afrontarán subas de alrededor del 20 por ciento.