Este lunes el precandidato a la vice presidencia por el espacio Juntos por el Cambio, Miguel Ángel Pichetto, opinó sobre la derrota electoral del día de ayer en las PASO y sostuvo que fue un “castigo” por parte de la clase media y los trabajadores a la fórmula del oficialismo.

Lo que que para el significa “un castigo de la clase media, a la administración macrista debido al impacto de la devaluación de 2018 y el ajuste tarifario”.

Pichetto se refirió por primera vez de las elecciones, en la mañana de hoy antes de reunirse con el presidente de la Nación Mauricio Macri y analizar el resultado de las PASO.

Por su parte el legislador nacional destacó “las palabras de Macri anoche” y dijo que cree en la democracia a la vez que aceptó los resultados y advirtió que “esta es una elección primaria que concluya en 1ra vuelta en octubre”.

Sobre la derrota del domingo, reconoció que “no se contemplaba una diferencia tan grande” con el Frente de Todos y habló de un “componente de castigo” de los votantes de clase media, a la vez que afirmó que de cara a octubre el oficialismo tiene que “tomar con responsabilidad la campaña” teniendo en cuenta los reclamos.

La primer acción del gobierno nacional en este día fue,y tal como lo consigna el sitio de noticias Infobae, el Banco Central efectuó una muy reducida renovación de vencimientos de Letras de Liquidez (Leliq) , a pesar de haber convalidado una tasa de interés diez puntos más alta que el viernes pasado.

El rendimiento promedio de las Leliq, el instrumento cuyos rendimientos demarcan el sendero de la política monetaria, regresó al nivel de 74,035% anual, un máximo que ya había alcanzado el 2 de mayo (74,069%) y el 8 de octubre del año pasado (73,524%).

Estos instrumentos de deuda que emite el Banco Central, a diferencia de las Lebac, solo pueden ser suscriptos por los bancos. A su vez, las entidades financieras adquieren estos pasivos remunerados del BCRA a alta tasa con los pesos que captan de sus clientes por sus colocaciones a plazo fijo.

En la primera licitación de Leliq a siete días el Central colocó escasos $13.990 millones, frente a vencimientos en el día por $255.118 millones.

Aunque falta realizar una segunda subasta antes del cierre del mercado cambiario a las 15, es de prever que la entidad que preside Guido Sandleris avalará una fuerte expansión de liquidez, seguramente justificada por el desarme de algunos depósitos en pesos que se están pasando a demanda de dólares, en un día récord para los precios de la divisa.